Por esos días por venir, por este brindis para mi

Brindo por este año inolvidable que según los almanaques va quedando atrás, pero que en mi corazón y mi mente vivirán especialmente hoy, mañana y siempre. Reafirmarlo en este blog es redundante; una aclaración cuestionable por su obviedad. Porque sin duda los días narrados y compartidos en este espacio son los responsables de un 2013 tan feliz.

Quiero especialmente saludar a todos mis amigos virtuales, que compartieron mi travesía europea y mi felicidad a cada paso. Desearles un 2014 pleno de oportunidades para ser felices, y ojalá que el viajar, esa filosofía de vida que nos determina, sea una opción concreta y real. En lo personal, espero que este nuevo año me regale esa posibilidad, que ansío sin demasiadas pretensiones y con mucha ilusión.

¡Hasta el año que viene y por muchos viajes más!

“Soy

las ganas de vivir

las ganas de cruzar

las ganas de conocer lo que hay

después del mar”.

Anuncios