Historias alcalinas


En este post quiero simplemente complementar, ampliar o destacar situaciones que ante mis ojos fueron más que simples datos anecdóticos de tal o cual lugar o personaje vinculado con Alcalá de Henares:

Orejas de burro te van a crecer

La guía de la Universidad de Alcalá nos señaló dos posibles salidas de los alumnos después de examinarse. Si les iba bien, salían por la puerta que daba a la Plaza Cervantes, donde el pueblo los vitoreaba y sonaban las campanas de toda la ciudad para celebrar la hazaña. De allí se iban todos de fiesta, a cuenta del flamante graduado. ¡Pero agarrate si suspendías! Te ibas con la cara entre las patas y dos orejas de burro, abucheado, maniatado y exhibido por todo el pueblo en carreta. Todos exitistas los alcalinos. 

“Mi religión no me lo permite”

Los Reyes Católicos le reprocharon al Cardenal Cisneros por la fachada tan austera que tenía la Universidad en sus comienzos, hecha con materiales propios de la zona, arcilla y piedra principalmente. El franciscano contestó que sus votos de pobreza no le permitían autorizar nada mejor. Sin embargo, profetizó que alguno de sus sucesores tendría a bien engalanarla y así fue. Es la que se conserva hasta hoy.

La “vacía” de Don Quijote, para que quede entero

casco-quijoteEl sombrero de metal tan particular que según la tradición y los sucesivos retratos portaba Don Quijote de la Mancha tiene una explicación eminentemente práctica aunque sea muy poco estético: la interrupción de la visera en un semicírculo a la altura de los ojos era para usarlo al afeitarse, dejando el mentón al descubierto.

Mucha mierda

Esta expresión que se utiliza vulgarmente para desear suerte habría nacido en los primigenios Corrales de Comedias como el que hay en Alcalá  de Henares. Si al asomarse a la calle el actor la veía inundada literalmente de mierda de caballo es porque habían pasado muchos carruajes llevando espectadores a la obra, con lo cual la concurrencia sería buena (de lo más curioso y edificante que aprendí).

Teatro romántico

La adjetivación no hace referencia, en el caso del Corral de Comedias, al período cultural y artístico de mediados del siglo XIX sino que recoge el sentido más literal del término. Se dice que desde cualquier butaca del teatro se podía divisar a todos los espectadores, entre los que estaría el enamorado/a. Los hombres estaban abajo, sentados cerca del escenario, mientras que las mujeres se apiñaban arriba, de pie y de frente al escenario, con unos calores sofocantes durante las horas que durara la presentación. Se dice que el acomodador, cuyo sueldo dependía de la cantidad de personas que entraran en el palco, iba con una maza aplastando los voluminosos vestidos de las damas para hacer lugar. En medio de esas penosas condiciones, parece más probable que las concurrentes se desmayaran a causa de la tensión y el calor que por el contacto visual con el amado.

La ventana de la discordia

El Corral de Comedias de Alcalá nació como un patio interno donde comenzaron a realizarse dramatizaciones. Una posada, un taller de zapateros y varias casas circundaban al sencillo escenario. Cuando se quiso formalizar aquel espacio artístico para convertirlo en un teatro abierto al público y construir un verdadero escenario, un vecino se negó a tapiar su ventana exterior. Finalmente, se decidió no mover el escenario de lugar y tampoco se quitó al hombre el derecho a mantener su propiedad inalterada. Así se vería la escenografía.

DSC00200

La cigüeña es un visitante esperado

DSC00271De estos pájaros está atestado todo el casco histórico y los monumentos con cúpulas altas tienen más de un nido. Es llamativo verlas picoteando sonoramente, buscando alimento y emprendiendo el vuelo. Son realmente vistosas por su tamaño descomunal para ser aves.

Papa Francisco, argentino y circunstancialmente alcalino

El flamante Pontífice Francisco I vivió en Alcalá de Henares poco más de un año, a comienzos de la década del setenta como parte de su formación religiosa dentro de la Compañía de Jesús. Luego de un período de intenso estudio, los seminaristas o jóvenes sacerdotes se recluían allí para fomentar la espiritualidad jesuita y el servicio, colaborando en la residencia de sacerdotes mayores y retirados.

Un personaje ilustre: la Reina Catalina 

Además del archiconocido Miguel de Cervantes, otros personajes de la Historia de Occidente están fuertemente ligados con la ciudad de Alcalá de Henares. En la Universidad estudiaron entre otros Francisco de Quevedo, Garcilaso de la Vega, Antonio de Nebrija, Martina Castells Ballespí (segunda mujer en doctorarse en Europa) e Ignacio de Loyola. De la realeza española, Catalina de Aragón, hija de los Reyes Católicos y esposa de Enrique, Rey de Inglaterra, es oriunda de allí.

DSC00134

Un hecho ilustre: el encuentro de Colón y los Reyes

DSC00127En la Casa de la Entrevista se celebró el encuentro entre los Reyes Católicos y el ambicioso navegante y futuro descubridor del continente americano. Allí Colón profundizó en sus imprecisos planes de zarpar a tierras conocidas por caminos desconocidos, descabellado itinerario que los Reyes terminaron auspiciando para mayor bien nuestro.

Mis anfitriones y la impronta argentina

Fue muy grato conocer y compartir estos días con Gema, su esposo Luis y la hija pequeña Milagros. Las chicas oficiaron de guías turísticas y me agasajaron con comida y regalos. Invirtieron los roles y me regalaron yerba y dulce de leche. Yo les enseñé a hacer mate y les gustó mucho; Gema llevaba ocho años sin tomar, desde que se volvió de Argentina. La calidez del hogar, los conocidos en común y su vínculo especial con mi país me hicieron sentir como en casa. Compatriotas no crucé, aunque en el bus de ida a Alcalá sonaba Coti en la radio. Siempre hay reminiscencias argentas que impregnan la cultura española casi tanto como ellos la nuestra.

En tan poco tiempo viví muchas cosas dignas de tener un tratamiento especial en el blog. Eso denota lo hondo que caló en mí esta primer escapada de Vacaciones Santas. ¡Voy por más!

Anuncios

3 comentarios en “Historias alcalinas

  1. Siempre conté la historia del dicho “mucha mierda”, pero claro, siempre mejor aprenderlo ahí que de tu amiga. ¡No es sarcasmo, es en serio! jajaja qué lindos aprendizajes… lo que me da un poco de miedo es lo de “edificantes”. En fin… “mucha mierda” en tu semana santa, hermosa de mi alma.

    1. Si me lo contaste nunca lo retuve, por eso es información “nueva” para mi!! No me extraña que con lo desvolada que soy (o me volví) sumada a lo culta que sos, mi Euyi, me lo hayas dicho. Lo de edificante es porque la expresión adquirió todo el sentido ahora. No te preocupes, he vivido cosas mejores en ese viaje. Te adoro amiga, gracias por pasar!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s